¿Qué robot te sustituirá en el futuro?

robots

“En un mundo de coches que se conducen solos, algoritmos que predicen el futuro y agentes personales como Siri, ya sabemos que la inteligencia artificial cada día se está volviendo más inteligente. Pero aunque todos esos pequeños e ingeniosos dispositivos podrían hacernos la vida más sencilla, también resultarán una buena manera de convertir prestigiosas profesiones en algo obsoleto. ¿Te imaginas un mundo sin empleos?”

Así comienza Rise of the Robots: Technology and the Threat of a Jobless Future, un libro escrito por Martin Ford que llegó a mis manos hace unas semanas a través de un buen amigo, y que recientemente ha sido catalogado como libro de negocios del año por Financial Times y McKinsey. Sin duda, una lectura muy recomendable para estas Navidades, que aparte de ayudarte a reflexionar sobre oportunidades concretas que una nueva generación de tecnologías digitales generarán en las empresas, te hará reflexionar sobre el modelo de sociedad en la que paulatinamente nos estamos embarcando.

Una nueva ola de automatización

Si el siglo XIX supuso la automatización industrial y el XX la automatización de la información, autores como Ford consideran que durante el siglo XXI tendrá lugar la automatización de la sociedad. Y, sin lugar a dudas, esto generará muchas inquietudes y debate al respecto (anticipando este riesgo, el subtítulo del libro en el Reino Unido es “the threat of mass unemployment”).

Thomas Frey, analista tecnológico de renombre, incluso llega a pronosticar que más de un 50% de las profesiones actuales desaparecerán en menos de 15 años. Unos cálculos rápidos nos indican que, en caso de ser cierto, el 65% de los niños que accedan a la escuela primaria este mismo año ejercerían empleos que todavía no existen.

Una ola diferente a las anteriores

El discurso tradicional siempre nos ha hablado sobre cómo nuevas innovaciones han eliminado y eliminarán profesiones del pasado, pero crearían nuevas oportunidades laborales. No para Martin Ford.

Mientras que el desarrollo de la tecnología continúa acelerándose y las máquinas comienzan a cuidar de sí mismas, el autor argumenta cómo en el futuro serán necesarias menos personas para realizar las mismas -y nuevas- tareas, y por lo tanto, menos puestos de trabajo.

Una nueva generación de tecnologías disruptivas

En la actualidad, la inteligencia artificial está alcanzando el potencial necesario para convertir “buenos empleos” en algo obsoleto. Abogados, periodistas, financieros, e incluso programadores informáticos, estarían a punto de poder ser sustituidos por robots y software inteligente. Y siguiendo esta nueva línea evolutiva en la sociedad, trabajos de “cuello blanco y azul” se evaporarían, teniendo unos temibles efectos en la clase media y trabajadora.

Impacto en la sociedad tal y como la conocemos

Al mismo tiempo, los hogares -ya expuestos a grandes presiones económicas- verían reducidas sus capacidades de ingresos actuales, pero por contra se beneficiarían de la automatización digital de sectores clave tan cercanos como la sanidad y la educación, hasta ahora no transformadas en ninguno de sus componentes:

  • ¿Qué te imaginarías más fácil de automatizar en el futuro: un médico o una enfermera? Todo el conocimiento y criterio médico del mundo en un clic, versus la atención cercana y personal a un paciente.
  • ¿Crees que el modelo educativo y pedagógico actual es sostenible en el tiempo, y puede mantenerse a espaldas de la revolución digital?

El resultado podría ser un desempleo masivo y una mayor desigualdad; o por contra una mejor sociedad en donde sus personas se beneficien de los avances tecnológicos y disfruten de una mayor calidad de vida. Ford va un paso más allá y, en paralelo a su visión de un mundo sin empleos, sugiere una prestación universal garantizada a todos los habitantes para mantener el estado de bienestar. Tema de calado y profunda discusión.

 

En resumen, Rise of the Robots es una lectura muy recomendable para toda aquella persona que quiera entender qué implicaciones tendrá la aceleración tecnológica que estamos comenzando a observar, así como sus implicaciones económicas en nuestros hijos, familias, y por qué no decirlo, la sociedad.

¿Cuáles serán las profesiones del futuro? ¿Y cuántas serán realmente accesibles? ¿Quienes las obtendrán? Solo el tiempo nos dará la respuesta.

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmailFacebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *